Vistas a la página totales

miércoles, mayo 24, 2006

OIT PRESENTA MANUAL PARA MEJORAR GESTIÓN DE FLUJOS DE MIGRACIÓN DE TRABAJADORES

OIT presenta manual para mejorar gestión de flujos de migración de trabajadores
Centro de Noticias de ONU/Patagonia Ciber Fem


24 de mayo, 2006 La Organización Internacional del Trabajo (OIT) presentó hoy un manual para mejorar la gestión de los flujos de migración laboral tanto en los países de origen como en los de destino con la intención de lograr un trato justo para los 86 millones de trabajadores migrantes que existen actualmente en el mundo.

La OIT destacó que la cifra de trabajadores migrantes –quienes desempeñan desde labores manuales hasta programación informática calificada– sumada a la de sus familiares puede igualarse a la población del quinto país con mayor densidad demográfica del mundo y subrayó que este número puede aumentar.

Ibrahim Awad, director del Programa de Migración Internacional de la OIT, explicó que el manual expone políticas y prácticas eficaces de migración laboral basadas en la experiencia de los países miembros de la Organización para la Seguridad y la Cooperación en Europa (OSCE) y de la OIT.

“Discute los temas relacionados con las políticas sobre migración laboral, como protección de los trabajadores migrantes, beneficios de una migración laboral organizada y administrada con eficiencia, políticas de admisión y de post admisión, migración laboral ilegal y cooperación entre los países”, dijo.

Agregó que el objetivo de esta guía es ayudar a los países en su esfuerzo por desarrollar soluciones políticas y enfoques para administrar mejor la migración laboral y sus flujos tanto en los países de origen como en los de destino.

El manual forma parte del Plan de Acción sobre trabajadores migrantes, cuya intención es proteger los derechos de uno de los sectores más vulnerables del mercado laboral.

Awad señaló que la contribución de estos trabajadores es cada vez más importante para la estabilidad de los mercados laborales, la creación de puestos de trabajo y el logro del progreso económico en los países industrializados y en los que están en vías de desarrollo por igual.

Sin embargo, añadió, muchos migrantes son víctimas de explotación y abusos en la forma de bajos salarios, condiciones de trabajo pobres, falta de protección social, negación de sus derechos y discriminación. Por otra parte, los migrantes envían enormes cantidades de remesas a sus países de origen. Se calcula que el año pasado la cifra fue de 160.000 millones de dólares a través de mecanismos oficiales, 250.000 millones si se consideran también los canales informales. El dinero es utilizado para mejorar las condiciones de vida, luchar contra la pobreza, alimentar a las familias, y proveer educación y escolaridad. Todo esto contribuye a mejorar el capital humano, un aporte vital para el desarrollo en los países de origen. Por esto es necesaria nuestra presencia para garantizar que estos migrantes reciban un trato justo.

El experto afirmó que el mayor reto es garantizar el acceso a canales regulares, legales para la migración laboral, y así prevenir abusos, explotación y trata de seres humanos. “Los países que tienen políticas que previenen la discriminación y permiten una mejor integración de los trabajadores migrantes tienen más éxito en obtener una participación total y productiva en el mercado laboral. Para proteger los derechos de los trabajadores migrantes y maximizar los efectos positivos de la migración, la respuesta no son políticas más estrictas sino mejores políticas”, puntualizó
Publicar un comentario